Las denuncias acosan al Alcalde de Iznalloz

Los ciudadanos, oir, ver y pagar

DerechosAusente por motivos personales, he leído días después de su publicación en el Ideal de Granada, (4/10/2012), que el Ayuntamiento de Iznalloz ha sido condenado nuevamente por la Justicia a repetir el concurso para la gestión de la Escuela Infantil Municipal de Iznalloz.

Quienes conocen este asunto solo de oídas pensarán que el tema no deja de ser otra patochada de los que no comulgan con el alcalde Mariano Lorente. Están pero que muy equivocados. Lo que ocurre en el Ayuntamiento de Iznalloz, gobernado por el susodicho, no es más que una práctica corrupta de la acción democrática bloqueada por este equipo de gobierno del PSOE, apoyado en la última legislatura por un político retrógrado llegado para hacerse perdonar sus malas acciones del pasado para con los socialistas, no en vano enfrentó en su día a estos con los comunistas.

Son ya muchos los juicios que el Ayuntamiento de Iznalloz soporta. Las triquiñuelas de su alcalde lo llevan una y otra vez a los juzgados. Por impagos. Por decisiones arbitrarias. Por falta de ética. Todo un cúmulo de actuaciones que rayan en la vergüenza, le cuesta al pueblo de Iznalloz muchos miles de euros anualmente por sentencias condenatorias de los juzgados. Las últimas sentencias son por realizar acciones antidemocráticas.

Muchas y variadas son las sentencias, pero por hacer mención a las más recientes, y para vergüenza de su equipo de gobierno y quienes le apoyan incondicionalmente (Ruiz Valdivia), las mismas hablan por sí solas: Por denegación de información y documentación al grupo municipal del PIMOG. Por adjudicación fraudulenta y a dedo de la Guardería Infantil municipal “El Almendro Mágico” a la familia del alcalde y otros miembros del PSOE. Por utilización fraudulenta de dinero depositado para comprar parcelas del polígono. Por impago de la Seguridad Social, etc.

No son estas las únicas denuncias que soporta el Ayuntamiento tras la gestión nefasta de Mariano Lorente. Hasta 30 denuncias lleva este mandatario interpuestas en el periodo de tiempo que lleva gestionando Iznalloz. La ocultación y el silencio de la mayoría de ellas nos impiden a la oposición informar del desarrollo de las mismas. Si se tiene en cuenta que de las que se tienen conocimiento las ha perdido todas, nada nos impide pensar que las otras o las que falten seguirán el mismo camino; por lo que hay que preguntarse, ¿Puede una persona seguir gestionando un pueblo de esta manera tan nefasta y gastando dinero en abogados por los caprichos de su arrogancia? Hasta ahora así viene sucediendo.

El mal que afecta a Mariano Lorente y su equipo de gobierno socialista, esta identificado. Nace de la incapacidad de la gestión. Confunden gestión con propiedad y esto les lleva actuar como dueños, en vez de como gestores demócratas. Baste decir que se aproximan a los 7 años sin elaborar presupuestos. Los últimos que hicieron los inflaron un 30%, estamos hablando de 2.006 ¿En democracia es esto posible? En Iznalloz lo es. Claro, con el apoyo incondicional de Ruiz Valdivia de IU.

Los ciudadanos de Iznalloz deben sentirse avergonzados y a la vez estafados por este modelo tan caduco de hacer política. Un alcalde que todo lo hace a dedo, que se reúne para decir que no tienen nada que decir, pero sí cobrar, que endeuda y oculta las deudas, que niega la información, que se vuelve de espaldas a los problemas, que miente permanentemente a sus ciudadanos, que ha arruinado el proceso industrial, que ha cargado a los ciudadanos las deudas de la empresa municipal Emuizna S.A., que entrega a cambio de votos un Centro Cultural que es de todos, que ha sido capaz de enterrar la Cultura local y dejarnos con pésimas fiestas , que despilfarra el patrimonio público etc., etc., no puede ser el alcalde de Iznalloz.

El PIMOG es una formación política independiente. En todos y cada uno de los asuntos graves que se han planteado en el Ayuntamiento, sobre todo en los de las adjudicaciones a dedo y despilfarro económico, su posición ha sido siempre justa y transparente. En estos aspectos no todos pueden decir lo mismo. La desvergüenza se ha apoderado de la gestión, qué más da una denuncia que doscientas, el caso es mandar aunque se haga mal. La expresión de un concejal de la última hornada hablando sobre el iPAd comprado por el alcalde con dinero público, fue sintomático de lo que ocurre. Dijo este “que más da dos mil euros más que menos” Tremenda expresión de quienes piensan que el dinero público no es de nadie. La diferencia está en que algunos, caso del PSOE, necesitan el Ayuntamiento para vivir, otros lo usan para servir.

Los pueblos necesitan demócratas para seguir adelante. Sus recursos deben ser administrados por personas decentes que tengan como objetivo principal la transparencia. El destino de Iznalloz está marcado desde que su gestión esta en manos de ese conglomerado que para presentarse al pueblo lo hacen como socialistas, se comportan como socialdemócratas y lo atienden como simples patanes o vividores.

Posiblemente de salir de los bolsillos de los políticos el dinero para jugar a importantes, otro gallo cantaría. Menos juicios, más proyectos y menos enjuagues.

Mientras los desmanes los paguen los demás y el dinero público no se justifique tendremos personas que jueguen al gato y al ratón. A las pruebas me remito.

Publica un Comentario

Debes estar identificado para publicar un comentario.