MENTIR SIN PESTAÑEAR

     No es nuevo en Mariano Lorente, lo de mentir. Tiene tablas en esto de enmascarar la verdad. Lo hace con tan suma facilidad, que hasta él se cree sus propias mentiras. Decirle a los ciudadanos de Iznalloz, que el presupuesto de 2013, da como resultado un superávit de 700.000 €, es tanto como decirle a un niño que no abra la boca pues se le puede colar un elefante. Todos sabemos que es mentira, ni hay superávit, ni el elefante por pequeño que sea puede caber por la boca de un niño.Flautista
La maniobra del alcalde para presentar los resultados de superávit, aún no lo ha hecho en el Ayuntamiento, los aprueba por decreto, son muy claras, manipula los números y juega con las facturas. Deja sin contabilizar ingresos e infla el pendiente de cobro, es la fórmula utilizada por este gobernante cuyo mayor mérito es haber endeudado a Iznalloz, hasta el 2025 en 10 millones de euros.
Cuesta creerse que pueda estar contento con la deuda viva que mantiene el ayuntamiento, 4.549.000´00 euros, (No es lo mismo deuda viva que deuda global), pues en su Twitter maneja un tono de relajación sabiendo que cada ciudadano de Iznalloz debe 656´90 € de esa deuda. Se contenta con saber que otros ayuntamientos más pequeños están más o menos a su mismo nivel. Lo que oculta, o por lo menos no dice, es que todos esos ayuntamientos están por encima de Iznalloz en bienestar social, cultura, desarrollo urbanístico, deportes, convivencia ciudadana etc. en definitiva, disfrutan de un mejor desarrollo local. Lo honesto sería reconocer que hemos sido gestionados garrafalmente mal y esa es la consecuencia de las deudas existentes y de nuestro atraso.

       De ahora hasta que lleguen las próximas elecciones municipales (2015), se acercan a marchas forzadas, vamos a leer y escuchar muchas y gordas mentiras desde la opción política que el alcalde representa. Desde el PIMOG, se le dará cumplida réplica, no permitiremos que se engañe a los ciudadanos de Iznalloz, y mucho menos con nuestra complicidad.

Publica un Comentario

Debes estar identificado para publicar un comentario.